Boletín Abril 2009


Hoja vocacional nº 15

SALMO DE LA FIDELIDAD:
Yo canto tu amor por siempre
Proclamo tu fidelidad con el corazón gozoso.
Eres Dios, eres amor, feliz el corazón que en ti cree,
Eres padre, eres ternura, feliz el que te ama.
Tú, llenas nuestro corazón de paz y de bien.
Te conviertes para el débil en escudo u fortaleza
Me has ungido con la fuerza de tu Espíritu.
Y TU MANO PODEROSA ESTÁ SIEMPRE A MI LADO.
Gracias, Señor, por tu amor y tu fidelidad,
Gracias, porque tu vida, se manifiesta en nuestra vida.
Gracias porque eres nuestro Padre y nuestra salvación.
Gracias, porque en tu Hijo, nos amas como a un hijo.
Yo quiero manifestarte en todo lo que hago, que soy todo para ti
Quiero que tu palabra, se haga realidad en mí cada día.
Quiero aceptar lo que me toca cada día
Quiero ser feliz siguiendo por tus caminos.